SE INSTALAN KIOSCOS PARA MEDIR PRESION

Los kioscos, cuyo despliegue y funcionamiento se estima que costará $1.8 millones, permitirán que las personas puedan verificar sus lecturas ellos mismos y sin costo alguno. Los datos se transmitirán anónimamente al Departamento de Salud para su análisis.
La estadistica dice que uno de cada cuatro neoyorquinos tiene presión arterial alta, que a menudo no muestra síntomas hasta que experimenta un derrame cerebral o un ataque cardíaco.

Deje su comentario